Un 64% de los médicos apuesta por los fármacos.

La encuesta Inesme sobre el grado de conocimiento del trastorno de déficit de atención e hiperactividad (TDHA) revela que la mayoría de los profesionales implicados en el tratamiento del trastorno apuesta por comenzar el tratamiento farmacológico lo antes posible para evitar las secuelas a largo plazo.

 

Acaba de divulgarse la Encuesta Inesme sobre el Grado de Conocimiento del TDAH, un sondeo entre padres, profesores y especialistas para identificar el grado de conocimiento del TDAH (trastorno por déficit de atención e hiperactividad), su incidencia, modo y lugar de detección en España. Entre otras observaciones, este nuevo trabajo indica que los especialistas que tratan el TDAH abogan por recurrir cuanto antes al tratamiento farmacológico.


El tratamiento farmacológico del TDAH permite el control del niño durante todo el día; en el apartado del sondeo a especialistas se preguntó a diversos profesionales su opinión acerca de esta medicación. Aunque aún no está generalizado su uso, el 64 por ciento de los especialistas coincide en señalar que tiene una importante expectativa de futuro.

En la jornada en la que se dieron a conocer estos datos, Javier San Sebastián, de la Unidad de Psiquiatría Infantil y Juvenil del Hospital Ramón y Cajal, señaló que el TDAH está infradiagnosticado en España (en Estados Unidos, por el contrario, se diagnostica en exceso), y añadió que la falta de recursos, "claramente insuficientes" tiene mucho que ver con la derivación errónea y la falta de tratamiento.

San Sebastián incluye en la lista de consecuencias de la falta de tratamiento una serie de comorbilidades que se observan con frecuencia en casos de TDAH sin control: trastorno oposicionista desafiante, trastorno disocial, trastornos emocionales (del estado de ánimo y de ansiedad), patologías de la comunicación, retrasos específicos del desarrollo motor y del lenguaje, trastornos del aprendizaje, tics y síndrome de Tourette.

Según Jesús Honorato, presidente de Inesme y director del Servicio de Farmacología de la Clínica Universitaria de Navarra "es muy importante que el niño esté controlado durante el mayor número de horas posible durante todo el día, no sólo en las horas en las que esté en el colegio y, de hecho, así lo cree también el 70 por ciento de los neuropediatras y psiquiatras infantiles entrevistados". Este colectivo considera que es muy importante el control de los niños durante el tiempo que están en casa para que puedan hacer sus tareas u otras actividades. Además, un 64 por ciento considera que la instauración del tratamiento farmacológico debe realizarse lo antes posible.

La opinión de los especialistas en cuanto al origen del TDAH está en sintonía con la de los padres, ya que el 45 por ciento de los encuestados opina que el trastorno se debe a causas biológicas. Los principales síntomas observados por los profesores en las aulas (hiperactividad, problemas de atención e impulsividad) son igualmente los principales motivos de consulta referidos por los médicos.

La Encuesta del Instituto de Estudios Médico Científicos (Inesme) se ha llevado a cabo entre padres con hijos de 6 a 16 años en todo el territorio nacional, profesores y psicólogos de colegios públicos y concertados de educación primaria y secundaria; y neuropediatras y psiquiatras infanto-juveniles de las grandes ciudades. Mientras que las entrevistas a padres y profesores han sido telefónicas, en el caso de los especialistas fueron entrevistas personales.

Jesús Honorato señala que "el gran número de niños con TDAH que no están diagnosticados y la confusión existente entre niños problemáticos y niños que realmente tienen un trastorno, tan común entre padres y profesores, hacía necesario un trabajo como éste" con cuyos resultados se puede saber cuáles son "las necesidades de los colectivos implicados en todo el proceso de asistencia al niño con TDAH".

Tal como señalan las conclusiones de esta encuesta, más de la mitad de los casos (61 por ciento) tarda un año o más en ser diagnosticado desde que aparecen los primeros síntomas "y sólo 15 de cada 100 niños son diagnosticados en menos de seis meses".

La encuesta Inesme arroja otros datos con respecto a la actitud que adoptan los padres ante la sospecha de aparición de síntomas en sus hijos. La fuente principal de información sobre TDAH para los padres son los médicos; consideran que los especialistas pueden ofrecer la mejor ayuda para su hijo frente a este trastorno, y los profesionales a los que más recurren son los pediatras de Atención Primaria y los psicólogos. Tras la realización de entrevistas a los padres, éstos declararon que un 40 por ciento de los niños ya diagnosticados de TDAH no reciben ningún tipo de tratamiento y un 7 por ciento únicamente recibe psicoterapia. Así, sólo el 53 por ciento de los niños diagnosticados están tratados con fármacos específicos para los síntomas de este tras-torno.

Cerca del 90 por ciento de los profesores ignora la existencia de tratamientos farmacológicos. Casi el 60 por ciento de los profesores desconoce el término TDAH como identificativo del trastorno, si bien el 24 por ciento de los encuestados identifica la enfermedad con otros nombres como hiperactividad o falta de atención/concentración.

El fracaso escolar y los problemas de adaptación son, para este colectivo, las principales consecuencias de la enfermedad. Globalmente el TDAH despierta mucho interés entre los profesores pero demandan mayor información sobre las aptitudes a adoptar, el tratamiento, los síntomas, cómo manejar a los niños en la escuela, y también información general sobre el trastorno.

En los resultados del sondeo se observa una disparidad en cuanto al especialista que los padres prefieren y al que finalmente acuden: si bien la mayor parte de ellos (el 42 por ciento) piensa que el profesional que mejor puede ayudar a sus hijos es el psiquiatra infantil, a la hora de la verdad el 46 por ciento de los encuestados acude al pediatra. En opinión de Jesús Honorato, es posible que esta disparidad se deba a que el acceso a los especialistas no es fácil para los padres, si bien considera que sería necesario comprobar tal hipótesis con un estudio más a fondo de la cuestión.

Noticia publicada en Gaceta Médica Digital
Fecha de publicación: Domingo, 27 de Noviembre de 2005

Enlace al Artículo